Saltar al contenido

¿Cómo bajar la presión de la caldera?

bajar presion caldera

Antes de que empiece la época de frío se debe tener a punto tu caldera de gas. Así que lo ideal es comprobarla ¿La presión de trabajo es la correcta?.

¿Qué presión debe tener una caldera de gas?

La presión de trabajo recomendada para una caldera es de 1,5 bar. No obstante, pueden tener un intervalo de coerción que depende si está en frío o en caliente.

Por ejemplo, si está a una temperatura baja la coacción puede estar en 1 bar, pero si se encuentra caliente llega a 2 bar aproximadamente.

En definitiva, debe de estar entre 1 y 2 bar.

Bajar la presión de la caldera purgando

Si la presión de la caldera se ha elevado por descuido o por una avería, se ha de revisar. Aprende aquí cómo bajar la presión de la caldera fácilmente, sin afectar elementos de seguridad de la instalación:

GUÍA bajar la presión de una caldera paso a paso

1

Cerrar la válvula de llenado

Asegúrate que la válvula del agua de entrada de llenado del generador se encuentre cerrada. De este modo, comprobarás que no haya un llenado involuntario de agua.

2

Apagar la caldera 3 horas

Deja la caldera apagada por un intervalo de tres horas, para que el agua del circuito se enfríe a la temperatura adecuada para efectuar el trabajo de purga.

3

Ubicar los purgadores

Encuentra la ubicación del tornillo purgador de los radiadores y del vaso de expansión en caso de que tenga. Si no los encuentras, deberás comprobar en el manual técnico.

4

Recipiente para no mojar el suelo

Coloca un recipiente debajo de los purgadores, para recoger el agua que empezará a derramarse cuando empieces a purgar.

5

Girar purga en sentido anti horario.

Con un destornillador plano, deberás girar el purgador en dirección contraria a las agujas del reloj, abre lentamente hasta que empiece a salir agua en exceso.

6

Comprobar presión de nuevo

Una vez hayas purgado todos los radiadores y el vaso de expansión en caso de tener, deberás de volver a comprobar la presión de la caldera, que debería marcar sobre los 1,5 bar.

Al momento de purgar los radiadores, es conveniente comprobar el manómetro de la caldera, el cual puede ser de agua o digital. Es importante, conocer previamente la presión idónea que debe tener tu modelo de caldera normalmente. Verifícalo en el manual de instrucciones.

La importancia de purgar para bajar la presión de la caldera

Cabe destacar que, durante el invierno es necesario contar con un sistema de calefacción que se encuentre en perfectas condiciones. Por ello, es recomendable que a final de otoño revises tu caldera.

Realiza una purga de radiadores para equilibrar la presión y evitar que suba demasiado cuando la uses. No obstante, si los purgadores son automáticos simplemente ponlos en marcha.

¿Se debe abrir la válvula de seguridad para bajar la presión de la caldera?

No es recomendable abrir la válvula de seguridad si el circuito se encuentra caliente. Ya que, es posible que te quemes con el agua, que saldrá a una presión elevada sin control alguno. Aunque puede abrirse de forma manual es un proceso de riesgo.

De hecho, cuando el circuito está frío y se abre el obturador, se pueden generar daños a la instalación. Puesto que, muchas veces hay arenilla y suciedad, la cual se atasca en la junta de la llave de seguridad, por lo que, no cierra bien y queda goteando.

Por lo tanto, lo más conveniente para realizar este tipo de mantenimiento y reparaciones es contactar a un profesional para que desmonte la válvula de seguridad, limpie la junta correctamente y vuelva a armar con precaución.

Después de purgar¿Vuelve a subir la presión en la caldera?

Si después de bajar la presión observamos que se incrementa la presión de nuevo, sigue leyendo ya que este inconveniente puede surgir por varios factores, conócelos y descubre cómo bajar la presión de la caldera definitivamente paso a paso.

Problema con el vaso de expansión

perdida presion caldera vaso de expansion

Si la presión de la caldera aumenta después de encender la calefacción puede deberse a que la membrana de vaso de expansión está deteriorada. Es decir, se hace un agujero en la goma o membrana, de modo que, el lugar del nitrógeno se llena de agua.

Por lo tanto, el vaso pierde la capacidad de expansión y cuando se enciende la calefacción, el agua comienza a salir por la válvula de seguridad.

En estos casos la presión a la que se dispara la válvula de seguridad puede sobrepasar de los 3 kg/ cm2. La solución para resolver este inconveniente, es llamar a un profesional para sustituir el vaso de expansión.

Válvula de llenado no cierra bien

valvula de llenado no cierra bien caldera

Es posible que la presión de la caldera aumente porque la válvula de llenado no está bien cerrada.  Con lo cual se debería comprobar si está totalmente cerrada.

Podría ser que se hubiera deteriorado internamente y aunque esté totalmente cerrada, el agua siga pasando.

El intercambiador roto

presion baja intercambiador roto caldera

Otra causa puede ser roturas en el intercambiador, es decir, donde se produce la combustión. La solución para este problema es sustituirlo por otro.

Perdida del nitrógeno

Si se ha perdido parte o toda la influencia del nitrógeno la presión se eleva. Ya que, el depósito de expansión pierde la capacidad de absorber todo el exceso de coacción. En este caso, debes dejar la solución en manos de un técnico.

Baja presión en la caldera más de 1 bar ¿Es un problema?

Cuando la presión comienza a descender a menos de 0.5 bar, se genera un gran problema. Ya que, las calderas tienen un presostato de seguridad por baja presión, cuando mengua de la cifra establecida, hace que la caldera quede inactiva. Para que vuelva a funcionar, debes regularla a la cantidad que recomiende el fabricante.

Si has decidido bajar la presión de la caldera en casa, asegúrate de seguir los pasos indicados y tomar las precauciones necesarias para evitar un problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *